Un diamante conmemorativo montado en un anillo de compromiso

Mientras que el catolicismo sigue siendo la religión más grande de España, las generaciones más jóvenes se alejan de las doctrinas de la iglesia católica en la mayoría de los aspectos de la vida. De hecho, casi un tercio de los españoles son ateos, agnósticos o no creyentes, según un estudio de 2019 de la Fundación Ferrer i Guàrdia.

Por consiguiente, esto ha dado lugar al surgimiento de tradiciones humanistas que se centran en la vida y los logros de una persona, más que en su fe o afiliación religiosa. Un ejemplo de esto es un funeral humano que termina con el difunto convirtiéndose en un diamante conmemorativo.

¿Cómo Planificar un Funeral Humanista para un ser Querido Fallecido?

Los funerales humanistas son un tributo personal a un ser querido fallecido y por lo tanto no tienen una estructura estándar. Sin embargo, pueden organizarse de manera que se asemejan a los funerales religiosos – con lecturas, música y un elogio.

En este caso, se puede contratar a un músico para que interprete la canción favorita del difunto, los amigos y la familia pueden turnarse para leer el libro o el poema favorito del difunto, la gente puede compartir sus recuerdos favoritos del difunto, organizar la proyección de la película favorita del difunto o un montaje de vídeo de los recuerdos creados con el difunto. Algunas personas también optan por iniciar un evento anual en el que se recauda dinero en nombre del fallecido y luego se dona a una causa benéfica

Los lugares típicos para un funeral humanista incluyen crematorios, cementerios, sitios de entierro en el bosque y cualquiera de los lugares favoritos del difunto.

Un funeral humanista puede constar de varias partes:

  1. La presentación del oficiante.
     
  2. Tributos al fallecido
     
  3. Palabras de los amigos y familia
     
  4. Música de introducción y de cierre
     
  5. Cierre por parte del oficiante
     
  6. Entierro o cremación del cuerpo
     
  7. Memorial para despedir la ceremonia

Un funeral humanista puede terminar en un entierro al pie de un árbol – donde las cenizas del difunto se convierten en parte de la planta, un entierro en el mar – donde las cenizas se esparcen en el agua o un entierro de diamantes – donde las cenizas se convierten en un diamante conmemorativo.

Tecnología De Los Diamantes Conmemorativos

Los diamantes conmemorativos son diamantes reales creados a partir de las cenizas o el cabello de un ser querido fallecido. No deben ser confundidos con diamantes simulados que son taladrados con agujeros, con el fin de insertar las cenizas de un difunto.

Hoy en día, existe la tecnología para extraer el carbono de los restos humanos o animales y para transformar el carbono en diamantes conmemorativos en un período de 3 y 9 meses. Cuanto más tiempo permanezca el diamante en la célula en crecimiento, más grande será el diamante.

Los diamantes conmemorativos se producen principalmente mediante el método “HPHT” – sólo se necesitan 200 g de las cenizas del difunto. El equipo utilizado en este proceso simula las condiciones necesarias para la formación de diamantes naturales en el manto terrestre: alta presión y alta temperatura.

Las semillas de diamante se colocan en el fondo de la prensa. La parte interna de la prensa se calienta por encima de 1400 °C para fundir el metal solvente. El metal fundido disuelve la fuente de carbono de alta pureza (pelo o cenizas del fallecido), y es transportado a las pequeñas semillas de diamante donde se precipita y forma un diamante conmemorativo.

El diamante en bruto se extrae del metal fundido en la máquina de síntesis de diamantes y se limpia cuidadosamente en un baño de ácido. Los siguientes pasos incluyen cortar y pulir el diamante para maximizar su brillo. Es importante verificar que el diamante conmemorativo tenga un certificado que documente adecuadamente a su ser querido fallecido como la fuente del carbono de la gema.

Precios De Los Diamantes Conmemorativos En España

El precio de los diamantes conmemorativos en España puede variar dependiendo del proveedor de servicios, el color, la talla y el tamaño de la gema. Otras características adicionales, como el montaje del diamante en la joya, la inscripción de un mensaje o la adquisición de un segundo certificado del IGE y el GIA también influyen en el precio final de los diamantes conmemorativos.

En general, los diamantes conmemorativos vienen en tamaños estándar de 0,25 quilates a 2 quilates, sin embargo, también se pueden crear pedidos personalizados de diamantes más pequeños o más grandes. Los diamantes que son más grandes que 2 quilates requieren una precisión extra y mucho esfuerzo técnico y eso los hace caros.

El color del diamante conmemorativo también afecta al precio final. Los diamantes conmemorativos son naturalmente de color ámbar. Los laboratorios usan ciclos de tratamiento HPHT extra para lograr tonos como el azul, rojo y verde. El diamante conmemorativo puramente incoloro es el que más tiempo tarda en sintetizarse y el que tiene el precio más alto.

En promedio, el precio de los diamantes conmemorativos comienza en 1600 euros en España.

Conclusión

El auge del funeral humanista se fundamenta menos en una cuestión de abandono de las tradiciones religiosas y más en una celebración más profunda de la vida de la persona. Los funerales humanistas pueden ser practicados por todas las personas, ya sea que te consideres religioso o no.

Lo más importante es honrar adecuadamente a los fallecidos, celebrar sus logros en la vida, agradecer los momentos compartidos y crear un legado que dure para siempre. La ceremonia, de esta forma, puede llegar a ser mucho más catártica para los familiares y seres queridos del difunto y al final de todo, tendrán un hermoso recuerdo como el diamante conmemorativo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.