Una casa de madera es una de las mejores formas de pasar las vacaciones. Es un espacio maravilloso para que la gente pueda descansar. Pero no solo eso: las casas de madera también son unos lugares perfectos en donde se puede pasar todo el año.

En el caso que quieras que tu casa de madera se encuentre en unas condiciones perfectas, es necesaria que tomes una cierta de medidas para que se encuentre en perfecto estado durante todo el año. Es por eso que en este artículo te queremos explicar qué es lo que debes tener en cuenta para poder mantener tu cabaña en un estado como si fuera nueva, y así la puedas disfrutar durante tus periodos vacacionales.

Haz inspecciones cada cierto tiempo

En el momento en que tienes una madera casa nueva, la verdad es que no hay muchas reparaciones que tengas que hacer. Sin embargo, te recomendamos que no esperes hasta que surjan los problemas para empezar a hacer revisiones.

la mayoría de expertos recomiendan que se hagan inspecciones, tanto del interior como del exterior, cada año. De esta manera, te podrás adelantar a los acontecimientos y así cuidar mejor la madera.

Por ejemplo, uno de los peligros más grandes que tienen las casas de madera es la humedad, ya que puede deteriorar la madera sin que casi te des cuenta. Es por eso por lo que, si haces revisiones periódicas podrás ver si realmente hay humedades en los troncos de tu casa. En el caso que encuentres una, por muy pequeña que sea, es necesario que la trates antes de esperar que se haga más grande. Una de las grandes ventajas de las casas de madera es que los troncos son un material que se pueden cambiar fácilmente. En el caso que dejes humedad en la madera, lo más seguro es que esta se va a extender a más partes, y puede que llegues a tener problemas en toda la estructura.

Como puedes ver, es muy importante llevar inspecciones cada cierto tiempo para adelantarte a los problemas.

Revisa la base

Este es otro de los aspectos que debes tener en cuenta en el momento de mantener una casa de madera. Piensa que la base es donde se sustenta toda la estructura de la casa de madera, por lo que es fundamental que sepas que se encuentra en buen estado.

Si la base de tu casa no se encuentra en buen estado se puede dar el cas que la estructura no sea capaz de aguantar todo el peso, algo que no quieres que pase ya que puede significar que se caiga toda la casa.

Si empiezas a revisar la base de tu casa de madera es muy importante que tengas en cuenta que el aire puede pasar por debajo. Además, también se recomienda que la base de la casa esté un poco elevada. Eso se hace para prevenir que animales o insectos que puedan dañar la madera puedan acceder a ella desde el suelo. En el caso que tengas dudas, la mayoría de empresas, como Maestro Casas, te pueden asesorar en el tema.

Cabaña de madera

Cuida la madera

La madera tiene unas necesidades según las condiciones meteorológicas de donde se encuentre. 

Es por eso que, cada unos 2 o 3 años, es necesario que se haga una limpieza exterior de la madera para ver en qué condiciones se encuentra. Te recomendamos que no lo hagas con agua, ya que se pueden crear humedades. 

Lo mejor es que hagas una revisión de las zonas que has visto afectadas, lijándolas para ver cuál es el estado de la madera.

Otro de los pasos más importantes en el mantenimiento de una casa de madera es la aplicación de barniz. Dependiendo de las condiciones de cada casa, es necesario que se dé una buena capa cada 3 o 5 años.

La frecuencia con la que se tiene que dar la capa de barniz varía según la asiduidad con la que la vivienda recibe luz directa del sol. Esto provoca que algunas partes de la casa se encuentren más secas que otras. Cuanto más antigua es la casa, más se pueden alargar los plazos de renovación del barniz.

Por último, en este apartado, para aislar bien la humedad se recomienda que se utilice pintura protectora. Sobre todo, para las zonas más húmedas de la casa, es necesario que se haga pinte de nuevo cada 2 o 3 años.

Revisa los canalones

Este es un consejo que no solo es importante para las casas de madera, sino que lo es para todo tipo de casas que tengan canalones. Es imprescindible que los revises cada cierto tiempo para que veas que no hay objetos o animales que los estén obstruyendo.

Ten en cuenta que, si se queda agua en ellos, esto puede empezar a causar humedades, algo muy perjudicial para la madera.

Como puedes ver, es muy importante hacer revisiones periódicas para mantener tu cabaña de vacaciones. Si lo haces, ya verás como no tendrás problemas y podrás disfrutar de la tranquilidad que ofrecen estas construcciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.