La ducha es una de las partes más importantes de un baño y es por eso que debemos estar atentos a todos los detalles. Para realzar o convertir tu baño en un lugar sofisticado debes incluir platos de ducha. ¿Quieres saber cómo hacerlo? No te preocupes, en este artículo te diremos todo lo que necesitas saber sobre este tema.

Antes de entrar en materia debemos tener una definición clara de los platos de ducha. Y no es más que una losa que se instala en el suelo y que conduce los líquidos hacia el desagüe. También funciona como aislante contra filtraciones de agua.

Tipos de platos de ducha

Los platos de ducha pueden estar fabricados por uno o varios materiales. Independientemente del elemento con el que esté fabricado, su función será la misma. La diferencia radica en los acabados que uno u otro componente pueda aportar.

  • Cerámica. Este material es muy común ya que es una mezcla de arcilla y arena silícea. Es una gran solución debido a su bajo costo y la resistencia ante los productos químicos que se utilizan para la limpieza del hogar.

Cambiar la bañera por ducha

  • Acrílico. Los platos de ducha acrílicos son muy populares. Están compuestos, en su mayoría, por fibra de vidrio y una capa gruesa de poliuretano. Son muy resistentes y más livianos que los de cerámica.
  • Carga mineral. Es una combinación entre resina y mármol. Por lo general son muy resistentes a los golpes y pueden ser instaladas al ras del piso. Facilitando así la entrada a la ducha.
  • Piedra natural. Están compuestos por piedras naturales como mármol, cuarzo, granito u otra roca que pueda ser cortada o tallada. Ofrecen un acabado muy uniforme que aporta el lujo que muchas personas buscan dentro de su hogar. Son resistentes a golpes y productos químicos.

Consejos de instalación

Al momento de instalar un plato de ducha debes tener en cuenta dos detalles importantes: el espacio y el material. Conocer el espacio con el que cuentas para instalar una losa es de suma importancia ya que de esta manera podrás constatar si es necesario redistribuir tu baño. De igual forma pasa con el material, es necesario que tomes en cuenta que tan resistente o pesado es el plato para poder integrarla a tu cuarto de baño.

La nivelación también es vital, y más aún cuando tratamos con desagües. Siempre es recomendable mantener una buena alineación para evitar futuras rupturas o peor aún, accidentes dentro de la ducha.

cambio de plato de ducha por banera

Ventajas de los platos de ducha

No hay duda que las losas para baños son una gran alternativa, la cual brinda muchos beneficios a corto y largo plazo.

  • Fáciles de limpiar.
  • Resistentes a los golpes.
  • Infinidad de tamaños.
  • Ahorro de dinero.
  • Mejor accesibilidad.

La tendencia actual apunta cada vez con más fuerza a la remodelación de cada parte de la casa. Sobre todo en los baños, ya que es el lugar donde las personas se relajan al llegar a casa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.