El ordenador portátil es un dispositivo imprescindible en el día a día. Se usa para todo. Para ver series y películas, para realizar búsquedas de cualquier cosa a través de Internet, para escuchar música, para estudiar o, incluso, para trabajar.

Sin embargo, hay una gran oferta y, en ocasiones, elegir el ordenador portátil más adecuado se vuelve misión imposible. Por estas razones, es tan importante escoger la mejor opción según las necesidades concretas y aquí se darán algunas claves para encontrarla.

El presupuesto disponible

En primer lugar, hay que tener en cuenta el dinero que se está dispuesto a gastar en su compra. Dependiendo de si el presupuesto es más reducido o más amplio habrá disponibles unas alternativas u otras. Y es que existen portátiles para todos los bolsillos.

Ordenador Portatil

Por ejemplo, si se desea adquirir el ordenador portátil únicamente para navegar por Internet, mirar el correo u otras tareas básicas, no será necesario desembolsar una gran cantidad de dinero. Se pueden encontrar algunos por menos de 400€ y otros de hasta 700€ que sirven para todas estas funciones.

Pantalla y batería

También hay que buscar la pantalla que mejor se adapte a lo que se busca. Están presentes en el mercado ordenadores portátiles con pantallas de 10 a 17 pulgadas. La clave aquí está en escogerla según el uso que se le vaya a dar.

Si se viaja mucho con el ordenador, quizá sea mejor los que tengan 17 pulgadas ya que así será menos cómodo tanto para transportarlo como para utilizarlo. En la mayoría de los casos, se opta por las 13 o las 15 pulgadas como tamaño óptimo.

Una buena autonomía

En cuanto a la batería, se debe tener muy claro la opción más conveniente. Y es que, si el portátil se va a usar la mayoría del tiempo en casa y con un enchufe muy cerca, no es tan necesario que la batería tenga mucha autonomía. En cambio, si se va a utilizar mientras se viaja es muy importante que tenga una duración mínima de 7 horas y que se pueda sustituir fácilmente por otra.

Comprar Ordenador Portatil

Potencia y capacidad de almacenamiento

En este caso, lo mejor es tener la mayor potencia posible, pero sin que se tenga que gastar mucho dinero. Eso sí, hay que tener en cuenta que esto aumentará el consumo de batería. No obstante, una buena opción es adquirir un ordenador que cuente con una unidad SSD de al menos 120GB. Gracias a ellas el ordenador se encenderá y apagará muy rápido y las aplicaciones se cargarán a gran velocidad.

Respecto a la memoria RAM, lo mejor es que tenga un mínimo de 8GB. Aunque se pueden encontrar ordenadores de 16GB de memoria, que son más adecuados para aquellas personas que los utilicen para los videojuegos.

Así pues, para comprar un ordenador portátil debemos tener muy claro el uso que le vamos a dar, así como el presupuesto con el que contemos. Y es que, dependiendo de todo ello, habrá unas opciones más recomendadas que otras.

Te puede interesar: Claves a la hora de elegir un disco duro externo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.