Las Islas Baleares son poseedoras de las playas y calas más increíbles de toda España, fácilmente comparables con las de destinos turísticos del Caribe.

Formentera en especial, dispone de una línea costera bañada por las cristalinas aguas del Mediterráneo, con arenales de belleza hipnótica y paisajes dignos de ser grabados para una postal.

Hoy te contaremos un poco más sobre las 7 mejores playas de Formentera para que tengas una guía con la cual planificar sus siguientes vacaciones de verano.

Como recomendación, es preferible alquilar un coche nada más llegues a la isla. Es la mejor manera de conocer cada rincón a placer, sin depender del transporte público ni invertir demasiado dinero en taxis. En La Savina Rent a Car pueden ayudarte con la reserva de un coche adecuado a tus necesidades, y a un precio bastante accesible.

S’Espalmador

Se trata de una isla diminuta dentro de la misma isla. Sus aguas cristalinas y de azul celeste se confunden en el horizonte con el intenso azul del cielo. Puedes acceder a S’Espalmador nadando, en barco simplemente ir caminando y disfrutar del maravilloso paisaje cuando la marea se encuentra baja.

Llevant

Llevant es kilómetro y medio de playa con arena suave y blanca, aguas color turquesa intenso, oleaje suave ideal para disfrutar de una jornada de relajación y disfrute con los pequeños o simplemente practicar algo de buceo o snorkel.

Caló des Mort

Caminando en sentido al faro de La Mola, en un desvío justo antes de El Mirador, encontrarás la ruta que te dirigirá hacia otro de los paraísos escondidos de Formentera.

Calo des Mort

Caló des Mort es una playa bastante pequeña, de solo 80 metros de largo por 20 metros de ancho, justo en la base de los acantilados. Es frecuente encontrar a familias de turistas que se alejan de las multitudes para disfrutar de las maravillas del lugar, relajarse y hacer fotos impresionantes.

Platgetes des Caló

Es una zona turística bastante pequeña, caracterizada por su pasado como puerto. Aún podemos observar los embarcaderos de madera que cuentan su pasado marino.

Aquí se encuentran diferentes playas pequeñas e interconectadas que serán la delicia de los visitantes. Un lugar tranquilo y silencioso, como casi todas las playa de Formentera.

Es Pujols

Esta es la visita más usual de los turistas apenas desembarcan en el puerto de La Savina. La noche es animada, con muchos puestos de artesanía y un ambiente muy cálido que invita a la relajación junto a una copa conseguida en alguno de los bares cercanos.

Cala Saona

Cala Saona cuenta con 140 m y es una visita obligatoria para todo el que visite la isla. Aquí se pueden observar embarcaderos de madera que contrastan con los acantilados. Los restaurantes de la zona crean un ambiente festivo durante el verano.

Ses Illetes

Finalmente, Ses Illetes es, sin duda, la playa más visitada de la isla. Se trata de un ecosistema de dunas, diferentes actividades náuticas, además de una vista maravillosa de Ibiza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.