En muchas oportunidades hemos visto escenarios espléndidos que llaman la atención por el césped sobre el que posan personalidades famosas, o donde se presentan bandas, desfiles, juegos, entre otras atracciones, y de repente, en un abrir y cerrar de ojos, tenemos al frente un terreno marrón o un espacio asfaltado.

Son algunas de las ventajas que proporciona el césped artificial: hacerte de un escenario particularmente natural donde destaca la vistosidad del ambiente y la intensidad del verde como si se tratara de un parque bien cuidado y regado.

El césped artificial no es otra cosa que una superficie hecha de fibras sintéticas que simulan césped natural. Fue creado por un grupo de investigadores del Research Triangle Park, encabezado por David Chany, quien era decano del Colegio de Textiles de la Universidad Estatal de Carolina del Norte, y se usó por primera vez en 1964, en un área recreativa de una escuela de Rhode Island.

Jardin de cesped artificial

El césped artificial se instala con más frecuencia en espacios para practicar deportes que por lo general se juegan en césped natural; sin embargo su uso se ha extendido de tal manera que ya está siendo colocado en zonas residenciales.

Ventajas del césped artificial

  • Una de las ventajas más relevantes es que no vas a tener que regarlo nunca, lo que te ahorrará dinero en agua y equipos de riego como aspersores y mangueras.
  • Su instalación es rápida y fácil, y en un par de días ya podrás disfrutar de un espacio natural y suave.
  • Tendrás un magnífico jardín durante todo el año, sin importar la estación o las inclemencias del sol.
  • Disfrutarás de una superficie suave y limpia en cualquier momento del día.
  • No produce alergias, lo cual es ideal para los niños que son sensibles a la grama y se niegan a estar en contacto con el césped.
  • Te ahorras buen dinero evitando usar la podadora o contratando a un jardinero que mantenga el césped artificial corto, nutrido y cuidado.

Jardin moderno de cesped artificial

En cuanto a las desventajas, tenemos:

  • Debes disponer de una buena cantidad de dinero, pues no es para nada económico.
  • Siempre se notará que no se trata de césped natural, pues aun cuando se asemeje bastante a la grama, de cerca se nota la fibra sintética, y cuando se desgaste, quedará al descubierto el fondo negro de plástico que soporta la fibra verde.
  • Si lo usamos en un área donde vamos a instalar una piscina portátil, el peso hundirá el césped artificial dejando permanentemente una huella.
  • También puede ocurrir con sillas muy pesadas, materos, escaleras, mesas o cualquier otro objeto que ubiquemos sobre el césped artificial.
  • Otro inconveniente es la falta de drenaje, lo cual ocasiona serios problemas, ya que después de mojarse con la lluvia, se queda empapado durante mucho tiempo, pues no hay terreno que absorba el exceso de agua ni canales por donde drenar las corrientes de humedad, lo que, con el tiempo, puede provocar que se pudran los soportes donde se aferran las fibras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.