Cuando se realiza la limpieza de un hotel, existe una serie de factores que deben considerarse. Principalmente, es necesario tener en cuenta que la limpieza y desinfección de las habitaciones y todas las áreas del hotel condicionarán la experiencia del cliente, así como la reputación del local.

Los complejos turísticos necesitan una rutina de limpieza diaria y meticulosa. Son instalaciones que se encuentran sujetas a revisiones de la autoridad sanitaria, de modo que necesitan garantizar condiciones óptimas para atender las necesidades del supervisor más estricto: el cliente.

La primera impresión al acceder al hotel

Cuando un huésped ingresa a la habitación que le ha sido asignada, espera un espacio impoluto, libre de gérmenes y olores desagradables, de modo que pueda descansar a gusto y disfrutar de una estancia agradable.

Para lograr esto, existen protocolos de limpieza específicos, además de materiales y utensilios que ayudan a simplificar las labores del personal encargado del aseo.

Limpieza en hoteles

Aquí te contamos un poco más sobre el proceso de desinfección en hoteles, una labor importante en la gestión de establecimientos dedicados a servir de alojamiento.

¿Cómo se hace la limpieza de un hotel?

El proceso de limpieza de un hotel debe planificarse de forma adecuada. En las siguientes líneas se resumen las pautas de higiene más básicas para mantener limpios los espacios de hoteles y complejos turísticos.

Limpieza de áreas comunes

Las áreas comunes como la recepción, pasillos, terrazas y ascensores son espacios que reciben un tránsito frecuente, por tanto, necesitan mantenerse limpios con mayor constancia.

Para esta labor es necesario elegir los productos químicos más adecuados para tratar cada superficie de forma adecuada.

Además de los químicos, el empleado de mantenimiento tendrá que estar equipado con el material y los útiles que hagan más fácil su trabajo. En general, requiere de carros de limpieza, mopas, cubos, paños, etc.

Limpieza de habitaciones

Con respecto a las habitaciones y el mobiliario en su interior, es recomendable seleccionar una gama de productos químicos que tengan la capacidad de desinfectar con rapidez y hacer más simple la tarea del empleado.

Por lo general, la limpieza y desinfección de una habitación es profunda cada vez que un huésped abandona el espacio. En ese momento, se reemplazan bolsas de basura, se asegura la existencia de papel higiénico y la carga de los dispensadores de jabón, además de cambiar por completo la ropa de cama.

Limpieza de la ropa de cama

En este proceso se invierte una gran cantidad de tiempo diario. Quienes se encargan del área de lavado tienen la tarea de seleccionar la ropa de cama según el nivel de suciedad que poseen y tratar cada grupo de forma independiente.

El tratamiento de la ropa de cama a nivel de químicos, temperatura y tiempo de lavado es importante para asegurar que el menor desgaste de las piezas con el paso del tiempo.

Eliminación de olores

Se utilizan ambientadores y eliminadores de olor para crear un ambiente fresco, minimizando el nivel de toxicidad en el ambiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.