MARGARITA AIZPURU / Beatriz Sánchez

 

Con una amplia trayectoria como dibujante, Beatriz Sánchez (Córdoba, 1977) aplica el bagaje de su obra pictórica a los  nuevos formatos digitales, adoptando múltiples soportes para sus obras, tales como vídeo, imagen digital, sonido, arte interactivo, Net-art, web y teléfonos móviles.

Es una joven artista nacida en Córdoba que realizó sus estudios de Bellas Artes en Sevilla, licenciándose en la UPV de Valencia, para marcharse posteriormente a Barcelona donde realiza un Máster en Artes Digitales en la Universidad Pompeu Fabra.

En una primera fase desarrolla una obra fundamentalmente pictórica y como dibujante donde empezará a desarrollar su trabajo creativo en una serie de piezas en las cuales aplicará sus conocimientos pictóricos al arte digital, al software y las nuevas tecnologías y los medios audiovisuales. Posteriormente partirá hacia Inglaterra, donde seguirá investigando en esta línea de experimentación estética, y posteriormente a Barcelona, donde se instalará y donde realizará un Master en Artes Digitales en la Universidad Pompeu Fabra. Ciudad en la que ha estado residiendo varios años, y donde ha venido realizando proyectos artísticos en la línea antes mencionada de interrelacionar la imagen con los nuevos medios, llevando a cabo trabajos artísticos personales y como integrante del colectivo Dforma. Un grupo creado en el año 2006, cuyos miembros han tenido como lugar de conexión el taller 08 de Hangar, y que ha estado integrado por ocho artistas de distintas procedencias: Raquel Labrador, Beatriz Sánchez, Antoni R. Montesinos, Noemí Laviana, Cristian Soares, Josue Ibañez y Mónica Ruiz. Colectivo que venía investigando y  reflexionando en torno a las relaciones entre el arte y los medios digitales y electrónicos, y que tenía un funcionamiento muy abierto que les permitía trabajar tanto a nivel individual como colectivo o como integrantes colaboradores de otros grupos.

En los últimos tiempos Beatriz Sánchez ha vuelto a fijar su residencia en su ciudad natal, Córdoba, donde viene desarrollando su labor creativa individual, realizando trabajos audiovisuales y en otros formatos plásticos como el dibujo y la pintura. Trabajos visuales, que, a pesar de su juventud, viene presentando en numerosos festivales y eventos artísticos como por ejemplo Zemos 98, Alterarte, IDN, VAD Festival, NV 2´s, las ferias ARCO o Estampa, programas de televisión como Metrópolis o DV Danza de la TV catalana, Bienales como la de Sevilla, centros y espacios de arte como Caixaforum de Barcelona, la Casa Encendida de Madrid, la Fundación Rafael Botí de Córdoba, o ExTeresa Arte Actual, de México, entre otros.

Artista pues multidisciplinar, ha venido realizando interesantes trabajos en el ámbito del vídeo, desarrollando relatos audiovisuales que se alejan de los discursos narrativos habituales, rompiendo esquemas, componiendo escenas a base de una dinámica fluida, rápida y aparentemente imprevisible de imágenes que se escapan a la lógica y a la estructura racional espacio-temporal de la narración visual. Rompedora, experimentadora, imaginativa y muy creativa, sus vídeos entremezclan, combinan y reestructuran imágenes aparentemente fragmentarias o descompuestas para realizar personales composiciones que partiendo del imaginario colectivo, de clichés y estereotipos de la cultura popular o de la vida y las escenas cotidianas, a los que aplica un ácido sentido del humor y una fina ironía, trastoca, descontextualizándolas y otorgándoles nuevos significados y lecturas desde un ojo crítico burlón.

Las anteriores notas las hemos podido percibir en sus vídeos, en los que la artista suele ser una de sus protagonistas, o la única. Así en el ámbito del flamenco, efectúa corrosivas y humorísticas deconstrucciones de bailes flamencos y reconstruyéndolos con tonos surreales y guiños de humor.

Dentro de este ámbito encontramos el vídeo Playback Camarón (2005), un divertido e iconoclasta retrato, en el cual la artista multiplica un rostro que distorsiona, ofreciendo muecas ridículas y movimientos desacompasados, a la vez que efectúa un playback también absolutamente distorsionado de un fragmento de la canción “Nuestros sueños” del cantaor Camarón de la Isla. Palabras e imágenes desfragmentadas de forma aleatoria y ridícula, quitando gravedad e importancia a esa concepción del flamenco como el top del arte o estamento creativo sagrado intocable, dentro del contexto andaluz. Con un humor también ejecuta Quelo de garatas (2008), un vídeo cuyo título significa  baile del desorden en caló, y que es una electro-bulería llevada a cabo en una especie de tablao caótico y al aire libre, en el cual varias flamencas se van desmelenando en una fiesta y descubriendo bailes irracionales que rompen las reglas y las estructuras básicas flamencas. Otro vídeo paródico-humorístico en torno a los clichés y estereotipos del flamenco es  Urban Flamingo  un vídeo a través del cual fusiona la cultura urbana, en este caso la práctica del skate, con la tradición popular flamenca, su baile, su música y sus trajes de “gitana”, creando una mezcla explosiva en unos espacios y con unos personajes que recrea y reinventa, en una especie de chiste crítico también con los tópicos de la mujer flamenca.

Cambiando de tono, pero también dentro del terreno del flamenco, nos encontramos con el audiovisual Sueña el río (2009), producido para  el programa de artes plásticas de la Noche Blanca del Flamenco de Córdoba. Ahora, muestra otra mirada surreal divertida y un ritmo más lento para desarrollar su visión deconstructora e irónica sobre los estereotipos del folclore andaluz, en este caso mediante una flamenca y sus accesorios que se encuentran sumergidos y después flotando en el cauce de un río, en un letargo de sueño de bailes húmedos en un ambiente líquido de tablao imposible.

También sumerge a sus personajes en el medio acuático en otra pieza, Para ofelias (2007). Otro vídeo a medio camino entre la videodanza y la videocreación inspirado en la Ophelia de la obra de teatro” Hamlet” de W. Shakespeare, pero revisada desde su propia visión. En ella mezcla la danza con la recreación onírica de la suspensión de unos personajes en el agua, en el interior de una piscina, primero de forma individualizada, para duplicarse después e introducir a otros personajes que hace flotar o danzar sumergidos en el agua. Unos personajes que va empequeñeciendo, hasta convertirse en diminutos, jugando con ellos en unas composiciones coreográficas que se mueven  al ritmo del sonido. Una composición, unos personajillos con los que también juega, añadiendo objetos y letras que caen, a modo de lluvia, con un sugerente ambiente surreal, que nos recuerda a obras de Magritte en B*RAIN (2008). Un vídeo creado para la quinta edición del Festival Internacional de Poesía de Córdoba Cosmopoética 2008 y que evoca a la lluvia de ideas que caen permanentemente del espacio a la tierra.

Jugando con el medio acuático encontramos además la instalación interactiva Onironautios. Un juego submarino en el cual el usuario puede intervenir bien con sonidos o movimiento, produciendo cambios en el vídeo, bien cliqueando con el ratón y provocando a cada clic el surgimiento de un nadador que se mueve sumergido en el agua, hasta conseguir inundar la pantalla de nadadores diversos que bucean, se mueven, aparecen y desaparecen en un vídeo relajante y sugestivo.

En el ámbito de las obras audiovisuales más críticas y punzantes de la artista encontramos varias obras. Paisaje del Terror (2010), es una videoinstalación compuesta de nueve pantallas en la que se muestra un paisaje determinado, a través de las diferentes ventanas, como metáfora de los miedos de las personas en nuestras sociedades, mediante la plasmación de diferentes tipos de miedos humanos, mediante narraciones visuales con grandes dosis de humor crítico y tonos oníricos. Con Fórmulas de cinética doméstica (2011)  nos muestra un vídeo monocanal que puede verse como una crítica a la sociedad de consumo, a través de un ingenioso, brillante, elocuente y eficaz narrativa visual. Objetos ordinarios y cotidianos femeninos diversos son transportados por unas escaleras mecánicas, que los arrastra de principio a fin, siguiendo una trayectoria maquinal hasta ser acumulados en el final de las escaleras como residuos. Una clara alusión tanto a los procesos de producción masivos de estos objetos en las fábricas, su distribución masiva para el consumo humano y su inmediata transformación en residuos urbanos. Un proceso de ritmo vertiginoso cuyos tótems simbólicos por antonomasia son los grandes almacenes donde el consumo se ofrece como fin en sí mismo, a través de todo tipo de estrategias multidireccionales dirigidas  a conformar miradas, actitudes y comportamientos de usuarios y consumidores, alejados cada vez más de la conciencia y experiencia ciudadana.

Aunque además, y paralelamente, seguirá haciendo uso de críticas mordaces, pero desde tonos feministas lúdicos y humorísticos en vídeos que también concibe como clips para telófonos móviles,  como, entre otros, Miss Nudies y el diente azul (2011). Concebido a modo de varios videoclips cómico-eróticos, en los cuales el cuerpo femenino se muestra configurado bajo los modelos de estereotipos estandarizados de la erótica y la sexología femeninas nacidos de la mente y la mirada patriarcal, a través de los cuales cuestiona y desestructura estos modelos iconográficos sexo-eróticos mediante unos “streapteases” ejecutados a modo de parodias.

También en tono crítico-lúdico-humorístico producirá piezas como Guía de la conducta civil con B (2012), planteada en distintos formatos, concebida como un manual de autoayuda donde ofrece una serie de posibles acciones simples y aparentemente sin sentido, que permitan escapar de la rutina diaria  de la vida dentro de la ciudad. Una propuesta basada en las conductas y comportamientos no lógicos y ridículos  que pongan en cuestión el orden y la racionalidad estricta del sistema social y sus reglas.

Por otro lado, desarrolla instalaciones audiovisuales interactivas, de entre las cuales destacaremos las siguientes. Émulo (2008), una pieza que se muestra como un retrato que cambia continuamente a gran velocidad, de una persona a otra, convirtiéndose en uno masivo e híbrido de personas muy diversas que hablan de forma mecanizada, en una simulación de conversaciones e informaciones que navegan en internet, mientras el usuario de la obra introduce palabras que provocan una búsqueda de Google y hace operar la instalación. Una obra que reflexiona sobre la comunicación en la red. En otra obra anterior interactiva, Videopatia (2006), ya había introducido al público transformado en usuario de su obra al manipular y manejar unos microvídeos de frascos de cristal con personas atrapadas en su interior, en distintas actitudes y que, según los coloque el usuario, arrastrándolos de un lado a otro, provocaría distintas reacciones de unos y otros, manejándolos a su antojo, como un videópata.

También ha llevado a cabo obras de participación colectiva como la Web Plataforma on Line Transite-Nicaragua (2010), producida por el Centro Cultural de España en Nicaragua de la AECID, y exhibida en la Muestra de Vídeo Crítico en Latinoamerica. Una web que ofrecía una plataforma de interconexión entre artistas y usuarios que, mediante el mapeo, intervenían y revalorizaban el espacio público, desde sus propios intereses, planteamientos, deseos y concepciones, localizando puntos de la ciudad e interactuando en ellos, resignificándolos  desde otras y subjetivas ópticas. Una actividad que es grabada en vídeo, ofreciendo una visión distinta del trazado urbano. Este canal de cultura democrática y libre que contenía los distintos vídeos anteriormente grabados de las diferentes intervenciones tenía como objetivo principal, en palabras de la artista, “estimular la reflexión crítica sobre la problemática de los espacios públicos en Nicaragua, problemática derivada de la degradación y el olvido por parte  de los ciudadanos, que va aumentando con la continua privatización de los espacios públicos”.

Además, dentro de su práctica expandida del campo audiovisual, ha realizado videos generativos como Coro para 50 cabezas (2008). Una proyección audiovisual que muestra distintas representaciones del rostro humano a través de los retratos de cincuenta personas y de once expresiones diferentes de sus caras que componen una retícula de vídeos, cuyas composiciones van variando cada cierto tiempo, dentro de una programación con base en la aleatoriedad del cambio, y cuyas actuaciones y superposiciones de sonidos simultáneos provocan la sensación de ser un coro de cabezas.

Por último, y a nivel colaborativo, en la actualidad la artista se encuentra desarrollando un  proyecto creativo en vídeo en progresión, junto a la artista plástica Veronica Ruth Frias, que denominan “ de lucha libre audiovisual”, titulado El Duelo (http://cargocollective.com/ELDUELO). Este “duelo”  artístico, tiene un fuerte tono humorístico, sin embargo con él pretenden ahondar en temas de gran calado como son la competitividad y confrontaciones entre los artistas, el rol del crítico dentro del contexto artístico, los planteamientos y prácticas paródicas del arte, o el uso de los medios digitales, las redes sociales y las videoconferencias  que los creadores visuales actuales hacen. Y ello, confrontándose artísticamente ambas artistas, tan diferentes pero, a su vez, próximas tanto en las estrategias iconográficas y de puesta en escena, haciendo un uso performativo de personajes reales parodiados y de ficción, como en la deconstrucción de estereotipos y clichés femeninos, y en ciertos tonos surreales.

Un duelo mediante el cual ambas artistas se retan en el terreno audiovisual, mediante videocorrespondencias, pero abriendo también la participación de otras personas, sean o no expertos en artes visuales, en una estrategia de acercamiento democrático expandido a un público amplio, haciendo uso las tecnologías de la comunicación, como las redes sociales.

__________

Margarita Aizpuru es comisaria independiente, crítica de arte, investigadora y docente. Ha sido profesora asociada de la Universidad Carlos III de Madrid, programadora de artes plásticas de la Casa de América de Madrid y del área “Zona Emergente” en el Centro Andaluz de Arte Contemporáneo de Sevilla. Experta en nuevas tendencias de arte contemporáneo, en arte y género, performance y videoarte.  Ha comisariado numerosas exposiciones y actividades artísticas desde inicios de los años 90, dirigido festivales de arte de acción, numerosos ciclos y muestras de video, los Encuentros Internacionales de Arte y Género, así como impartido muy diversos cursos y talleres de arte contemporáneo, de comisariado, performance y videoarte entre otros. Escribe habitualmente para catálogos y publicaciones diversas. Es miembro de la Junta Directiva del IAC (Instituto de Arte Contemporáneo) y del Consejo Asesor de MAV (Mujeres en las Artes Visuales).

Imágenes: Cortesía de Beatriz Sánchez.

Etiquetas:
Etiquetas:
 
 
 

Comentarios cerrados